SMTP o API: ¿Qué usar para enviar tus Emails Transaccionales?

Enviar emails transaccionales a través de Doppler Relay a tus clientes puede hacerse de dos maneras diferentes: utilizando nuestra API o enviando a través de SMTP Relay.

El factor decisivo suele ser una combinación de conveniencia para su caso de uso, disponibilidad, costo de codificación, recursos, y la prioridad relativa para tu negocio de cosas como velocidad de envío y facilidad de migración.

Hay pros y contras para ambos enfoques. Naturalmente, creemos que nuestra API es bastante buena, y que tiene ventajas sobre SMTP, de lo contrario no la tendríamos. Pero ofrecer un SMTP Relay además de nuestra API nos permite tener una gama más amplia de casos de uso.

Echemos un vistazo a los pros y los contras de SMTP y de la API.

Entonces, ¿qué es exactamente SMTP y una API?

SMTP significa Protocolo de transferencia simple de mensajes. Es simplemente el conjunto de procedimientos establecidos y principios que se utilizarán en el envío de emails transaccionales a un servidor de correo electrónico.

API significa Application Programming Interface y es simplemente un medio por el cual diferentes aplicaciones, plataformas, software y códigos se comunican entre sí y comparten recursos.

Eso parece bastante simple y sencillo ¿no? Eso es porque lo es.

SMTP es básicamente el protocolo que permite a tu programa o aplicación de correo electrónico crear y enviar emails al servidor, mientras que una API es simplemente la ventana o la comunicación a otro código.

Por ejemplo, puedes usar Doppler Relay para enviar correos electrónicos desde SMTP para usar directamente desde una aplicación de correo o la API para integrarse como un código en tu propia plataforma, permitiendo que tu app se comunique con Doppler Relay y usarlo para enviar emails transaccionales de otro servidor por completo.

Entonces, ahora que sabes qué es API y SMTP, ¿cuáles son algunas ventajas de usar SMTP? ¡Veámoslas a continuación!

Ventajas del SMTP Relay 

Para empezar, SMTP es el más ampliamente adoptado de los dos, ya que no tienes que preocuparte en términos de integración y uso. Todos los dispositivos capaces de enviar correos electrónicos poseen una extensión SMTP, por lo tanto lo podrás integrar con Doppler Relay.

También es más fácil de configurar, todo lo que necesita es crearte tu cuenta en Doppler Relay y te brindaremos los accesos para conectar el SMTP hacia nuestros servidores.

La conexión SMTP requiere poco o ningún conocimiento de las prácticas de codificación, ya que su enfoque principal es simplemente cambiar el servidor de salida actual por el nuevo.

Ahora que conocemos los beneficios del uso de SMTP, ¿qué hay de los principales problemas con SMTP? ¡Vamos a verlo!

Desventajas del SMTP Relay

La conexión SMTP es un protocolo de conversación, lo que significa numerosas comunicaciones de ida y vuelta con el servidor, esto le suma tiempo a los envío masivo más largos.

A su vez no permite una gran versatilidad y flexibilidad en comparación a la integración vía nuestra API REST.

La conexión SMTP puede crear puntos de falla potencial, lo que significa que hay más lugares en la conversación entre el remitente y Doppler Relay que podrían causar algún mensaje erróneo.

Como puedes ver la conexión SMTP si bien permite mayor facilidad a la hora de realizar la conexión, al ser un protocolo conversacional posee ciertas probabilidades de error y menor rendimiento frente a envíos de gran escala.

Veamos a continuación si la API soluciona esas problemáticas.

Ventajas de la API REST

La API REST facilita enviar emails transaccionales y automatizar procesos a través de tu aplicación y/o plataforma. 

Las APIs, en general, tienen mejores velocidades de entrega y se pueden ejecutar en cuestión de segundos. Esto no quiere decir que enviar usando SMTP va a ser un proceso lento, pero la API puede hacerlo aún más rápido. Esto también reduce los posibles pasos para fallar al enviar un email transaccional.

El uso de la API también permite enviar toda la información sobre los resultados de tus envíos a tu propia plataforma, sin tener que ingresar a nuestra web app.

La API también agrega un nivel extra de seguridad con el uso de una clave API. Esto, literalmente, permite que solo tu plataforma, sitio web o aplicación pueda acceder a tu tablero. Este nivel de seguridad adicional es especialmente importante si procesas y envías información muy confidencial por correo electrónico.

Con el rango extra de funcionalidad que se incluye aquí, las API pueden permitir que tu plataforma actúe de diferentes maneras ante diferentes disparadores preestablecidos. Esto permite la fluidez y flexibilidad en el funcionamiento de tu sitio web o plataforma.

Como las API usan HTTP, la mayoría de los firewalls lo permiten, con la excepción de algunos que tienen restricciones muy específicas.

Las cosas se ven bien para API sin embargo hay algunas desventajas que señalar. 

Desventajas de la API REST

La principal desventaja de la API es que requiere de cierto conocimiento de programación para poder configurar y ejecutar los envíos transaccionales.

Puede ser realmente costoso en cuanto a tiempo invertido si no se sabe cómo usarlo. Por lo tanto frente a esas situaciones la conexión SMTP puede ser la solución.

Otra de las desventajas de la API es puede cambiar a medida que pasan los años. Tienden a requerir actualizaciones y modificaciones constantes para mantenerse al día con los cambios. La conexión SMTP en comparación no tiene este problema, ya que es un estándar que se utilizará para enviar emails transaccionales.

Entonces ¿qué es mejor, SMTP o API?

Muchos usuarios y proveedores van a dar respuestas diferentes. Si eres un experto en tecnología, el uso de API es una opción más atractiva, ya que ofrece la posibilidad de personalizar y modificar la configuración para satisfacer tus necesidades.

En general, la opción de usar SMTP o API es completamente diferente y depende de tus necesidades, así como de la capacidad de la tu aplicación, pltaforma, eCommerce o sitio web. 

Un servicio SMTP basado en la nube podría ser tan eficaz como una API HTTP y, sin embargo, una API podría ofrecer un poco más de flexibilidad en el nivel de personalizaciones, tiempos más rápidos y posibilidades de fallas relativamente bajas debido a los procesos de verificación.

¿Entonces, qué piensas? ¿Conoces alguna razón adicional por la cual uno es mejor que el otro? ¿Crees que hay algún aspecto que este faltando en este análisis? Por favor, házmelo saber en la sección de comentarios a continuación.

  • ¿Te ha gustado? Compártelo:
Recomienda al autor
¿Quieres ser un autor invitado? Envíanos tus artículos.

Límite de tiempo agotado. Por favor, recargar el CAPTCHA.