Cómo evitar que tus leads ignoren tus mensajes

En anteriores artículos del blog, hemos abordado con gran profundidad algunos de los secretos de una buena estrategia de Email Transaccional.

Y es que, como todo herramienta de comunicación, los correos transaccionales pueden deparar notables beneficios para las empresas (sean del tamaño que sean), siempre y cuando se utilicen de manera apropiada… y sensata.

Este último matiz no es en absoluto casual porque a estas alturas de la película ya sabemos que los aluviones de correos no sirven prácticamente para nada.

Por ello, hoy nos detenemos en las grandes claves que deben ser respetadas para evitar que tus trabajados mensajes caigan en el olvido. O, lo que es lo mismo, cómo destacar tus emails de la bandeja de entrada.

Conociendo los trucos de los clientes

De igual manera que el responsable de un negocio online conoce una larga serie de estrategias para despertar el interés de los consumidores, estos también están notablemente equipados para esquivar las andanadas comerciales.

Por ejemplo, todo aquel Email Transaccional en el que se destaquen frases publicitarias muy explícitas (oferta especial, condiciones únicas, oportunidad exclusiva…) puede ser fácilmente perdido en la bandeja de entrada.

Todo ello sin que el usuario llegue a enterarse de la recepción de ese mensaje.

El primer consejo, por tanto, es prescindir de construcciones semánticas que indiquen a los servidores que se trata de material publicitario.

No es necesario ser muy creativo, simplemente hay que actualizar periódicamente nuestras comunicaciones. Ya hemos comentado en otras ocasiones que, por muy bueno que sea nuestro contenido, los filtros de ‘spam’ acabarán tumbando los correos si estos se hacen repetitivos.

Aunque parezca repetitivo, la mejor manera de sortear cualquier control preliminar y destacar en la bandeja de entrada de los clientes es apostar por el contenido más exclusivo.

No es ningún secreto que los mensajes personalizados disfrutan de tasas de recepción y apertura superiores a los correos tradicionales.

Lógicamente, dentro de esta amplia tarea de adaptación a las necesidades del lead, se incluye una mínima investigación sobre las necesidades reales de ese negocio.

Al fin y al cabo, no podemos pensar que todo lo que ofrecemos es de su interés.

Investigación, calidad y variedad

Es bastante común que las empresas pequeñas se sientan intimidadas a la hora de interactuar con los clientes.

Es como si se considerara más cómodo confeccionar una serie de correos tipo y remitirlos periódicamente a los leads sin buscar el establecimiento de una comunicación directa entre ellos y nosotros.

Eso sí, no se trata de hablar directamente con los clientes que no conocemos o con los que no hemos trabajado con anterioridad. La interacción es mucho más sutil.

Por ejemplo, puedes echar un vistazo a la página web de ese potencial cliente en cuestión y detectar los aspectos en los que tus servicios pueden resultarle de mayor interés.

Automáticamente, el Email Transaccional que llegue a su bandeja de entrada lo hará con mayores posibilidades de ser abierto, leído y, por qué no, de provocar la anhelada acción.

De igual modo, si alguno de estos leads visita con cierta frecuencia tu página web (síntoma inequívoco de su interés en nuestros servicios pero no necesariamente de que se los ofrezcamos nosotros), examina qué contenidos son los que más le atraen.

La calidad no puede comprometerse en ningún caso, independientemente de la categoría de servicios o productos a la que nos estemos refiriendo en cada correo.

Los contenidos deben aportar información valiosa a los lectores, que difícilmente mantendrán el interés en las comunicaciones que les hagamos llegar si el primer mensaje no ha respondido a las expectativas.

No subestimes nunca la importancia del Inbound Marketing, en el que el contenido escrito es casi tan importante como el propio servicio que se esconde entre líneas. Hablamos tanto de una estrategia de comunicación comercial como de una manera de gestionar nuestra relación con los clientes en general. La calidad, ante todo.

La revisión, una tarea rutinaria

Relacionado a lo anterior, no des por sentado que si los mensajes que enviaste en alguna ocasión tuvieron éxito esto va a ser así en todas tus comunicaciones tanto de Email Marketing & Email Transaccional. 

Los prospectos no tienen por qué mantener sus necesidades inmutables con el paso del tiempo y sus proveedores deberían adaptarse en consecuencia.

Mantente atento a los movimientos del cliente (actualizaciones en redes sociales, búsquedas en tu web…) para modificar el contenido de tus correos con rapidez.

Ni que decir tiene que todas estas tareas resultan mucho más sencillas cuando se dispone del apoyo de una plataforma especializada en la gestión del Email Transaccional y del Marketing Online en general.

Multiplicación de canales comunicativos

A pesar de las recomendaciones anteriores, es posible que las bandejas de entradas de algunos clientes se mantengan un tanto inaccesibles.

Ello supone necesariamente que el lead a la que queremos dirigirnos no desee contratar servicios como los que ofrecemos. Sencillamente, los canales comunicativos utilizados no son los más recomendables con ese lead en particular.

Consecuentemente, es el momento de utilizar nuevas formas de mantener el contacto con las empresas.

Obviamente, si el lead te valora como proveedor, las posibilidades de que tus correos sean debidamente recibidos y abierto se multiplican exponencialmente. El problema viene cuando hay que captar nuevos clientes.

En estos momentos tan decisivos, habilitar una sección de comentarios en la página web (aspecto enlazado muchas veces con las redes sociales) o incluso poner en marcha un chat, son opciones a tener en cuenta.

La elección de uno u otro canal comunicativo alternativo depende, muchas veces, del tamaño de la empresa y de la capacidad de dar respuesta a las consultas formuladas.

En definitiva, no es difícil ver que la respuesta a la pregunta inicial (cómo destacar tus emails de la bandeja de entrada) es una ingeniosa y, en ocasiones, difícil, combinación entre contenido valioso, reputación corporativa y personalización.

Piensa que un cliente dispone de múltiples recursos para bloquear nuestras comunicaciones, por muy bien formuladas que estas estén. La manera de sortear estos muros es hacerle ver que podemos ayudarle a mejorar su negocio con información precisa.

Así mejoraremos nuestro porcentaje de apertura y, por consiguiente, nuestro trabajo no será en vano.

  • ¿Te ha gustado? Compártelo:
Recomienda al autor
¿Quieres ser un autor invitado? Envíanos tus artículos.

Límite de tiempo agotado. Por favor, recargar el CAPTCHA.